Entrevista por Manu López para EMDT

Nos reunimos con Miguel 1,2,3 para que nos hable de sus nuevas canciones, como entiende la música a día de hoy y cuales serían sus siguientes pasos de aquí en adelante.

Antes de empezar, pregunta obligada ante un artista de canciones tan variopintas, ¿cómo te definirías?

Me defino como un cantautor, porque hago lo que hacen los cantautores, componer canciones y después cantárselas a la gente. El estilo musical no sabría definirlo. Nunca he buscado nada en concreto, y me dejo influir fácilmente por cualquier música que escucho. Solo hago canciones.

Acabas de sacar tu nuevo single ‘Un Metro Cuadrado’, una bonita canción que se une a los otros cuatro primeros tracks que forman tu cancionero. ¿Qué supone este nuevo lanzamiento?

Es una canción muy especial para mí, porque fue la semilla de este proyecto. La compuse en pleno confinamiento, cuando solo podíamos salir a la terraza a tomar el aire. Fueron días muy creativos, en los que me dio tiempo a reflexionar y a componer un montón de canciones, y también a terminar otras tantas que tenía abandonadas. Así nació Miguel 1,2,3.

Quería preguntarte también por Cantautor de Contrabando, una canción que me ha gustado especialmente. ¿Cómo surgió?

Hace tiempo que quería escribir esa canción, solo necesitaba encontrar la música y el momento adecuados. Yo siempre me he sentido rockero, pero gran parte del público ligado a ese estilo está lleno de prejuicios, y hay demasiado postureo. Los rockeros nunca me aceptaron porque soy demasiado “blandito”, y los indies y poperos tampoco me quieren porque rasgo la voz y soy un ordinario. En fin, por algún sitio tenía que reventar…

Poco a poco, entendemos que un músico va labrando su camino y encontrando en sí mismo aquello que quiere ser. ¿Qué evolución encuentras en ti mismo desde que haces música?

Es difícil responder a eso, porque se me ocurren las típicas frases de “mis canciones han madurado conmigo” o “en cada etapa de mi vida la música me ha llevado por diferentes caminos”, etc. Yo intento ser feliz haciendo lo que más me gusta hacer, y tengo claro que no estaría donde estoy si no fuera por grandísimas personas que se han cruzado en mi camino y me han enseñado tantas cosas. Ellos me han ayudado a evolucionar con la música, y espero seguir haciéndolo.

¿Qué referentes o influencias marcan tus canciones?

Mi padre fue quien me enseñó los primeros acordes en la guitarra, y creo que él siempre está presente en todo lo que hago. Aparte de eso, soy bastante esponja y muchos artistas me han inspirado a lo largo de mi vida. Desde Extremoduro hasta Jorge Drexler, pasando por los Beatles, Joaquín Sabina, Albert Pla, Piratas, Kiko Veneno… y así un rato.

Ahora más que nunca es difícil predecir el futuro, pero si tuvieras que elegir un objetivo a medio plazo, ¿cuál sería?

Quiero construirme una casa de madera y paja, y mudarme al campo a vivir con mi familia. En lo musical, simplemente seguir siendo una puta estrella del rock.

Entendiendo tu proyecto como una carrera incipiente, ¿crees que se dan oportunidades a artistas y músicos como tú?

Siempre hay oportunidades, pero hay que trabajar mucho y tener una profunda vocación. Yo también las tuve, y las desaproveché todas. Ahora solo quiero que la música siga siendo mi terapia preferida.

¿Cómo entiendes el lanzamiento de la música a través de plataformas como Spotify y YouTube?  ¿Crees que la accesibilidad a todos los catálogos musicales es absolutamente positiva?

Pienso que nada es absolutamente positivo. Yo publico mis canciones en Spotify y YouTube porque son las plataformas que utiliza todo el mundo. Si hubiera otras, pues utilizaría otras. Creo que está bien que la gente tenga acceso a una gran variedad musical, pero algo debe estar mal planificado cuando los creadores somos los últimos en cobrar. Solo nos quedan las migajas del pastel.

Si pudieras elegir un artista o banda con quien colaborar, ¿con quién te quedarías?

El Kanka.

Para terminar, ¿cómo afecta a los artistas la caída de la música en directo causada por la pandemia? 

Pues en mi caso muchísimo. No con este proyecto de Miguel 1,2,3 que acaba de arrancar. Pero con Dr. Sapo ya el año pasado tuvimos que cancelar más de 20 conciertos que teníamos cerrados, y seguimos muy parados. Normalmente en estas fechas estaríamos a tope de actividad.

Por cierto, aprovecho para decir que el próximo 21 de mayo presentamos el disco de Miguel 1,2,3 en la sala Elefante Blanco de Madrid, con la banda al completo. Por si alguien se quiere apuntar.

Contratación
miguelundostres@gmail.com